Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 11 de agosto de 2010

Lost in Vigo

Esta historia narra (de forma mas o menos verídica, e inclinada al cachondeo) las aventuras y desventuras de un servidor en la ciudad de Vigo (en Galicia. No, no siempre llueve, pero salen en las noticias justamente cuando llueve y no cuando hace sol, que es casi siempre). Cualquier coincidencia con personajes reales es pura.... que es veridico vamos xD

Sin mas dilación, aqui comienzo:

9 de Agosto de 2010, Salvaterra do Miño. Hace un par de semanas que he venido aqui, a Galicia, a visitar a mi familia y a mis amigos. Mi nombre es Daniel y soy un chico de 20 años (aunque al leer esto podais pensar lo contrario, porque parece que tengo 14...). Digamos que no soy persona de salir mucho de casa, prefiero pasar la noche en una playa con los amigos (y si hay una guitarra, y aun mas, alguien que sepa tocarla, mejor que mejor) antes que ir de pubs o discotecas. Para peculiar lo soy hasta con la música, que prefiero a Mike Oldfield que a Shakira o a Andy&Lucas.

Como os iba contando, me dirigía a Vigo, ciudad en la que residen mis amigos y que se encuentra a una media hora escasa de donde viven mis tios. Tras ducharme, coger movil y cartera, subo al coche y comienzo el viaje.

En principio todo normal, llego a la parada de los buses de Vigo y quedo con mi familia en llamarles sobre las 12 para que viniesen a recogerme (si lo se, con 20 años y no tengo carnet de conducir, que quereis... ¡exigentes!)

Tras recogerme dos de mis amigos en un hospital, nos dirigimos a un comercio llamado "Gran Vía" (el mismo nombre de una de las calles de Vigo, que segun parece es enorme) y nos reunimos con los demas. Toda la tarde bién, jugando al poker en un enorme parque, sentados en la hierba (¿dije ya que preferia eso a ir de pubs?), en el cual hice mis primeras y unicas trampas (y espero que ultimas). Pasando el tiempo, y como siempre un poquito cohibido, levantamos el campamento y tuve una (como siempre) interesantísima conversación con Adrian Bernardez Araujo (le hago publicidad porque si quereis charlas serias o contarle lo que sea en confianza para oir una opinion sincera, ese es tu hombre) sobre ciertos temas personales mios, la cual fue terriblemente productiva. Tras dejar a Diego, comenzamos a ascender por una calle que sinceramente... perdí la noción de la orientación, desconozco el lugar. Y tras un curioso episodio que contaré una vez dentro, termino el prólogo y comienzo la narración:

Yo: Oye gente, ¿cuanto se tarda en llegar desde aqui a la estación de autobuses?.

Jorge: Pues una media hora mas o menos

Yo: Oh, pues mas vale que vaya llamando... (como dije antes, para que me recogiesen)

Daniel sacó el movil de su bolsillo y al quitar el bloqueo, observó como la pantalla de este quedó en negro, señal de que la batería se había agotado.

Yo: Se me ha apagado el movil...

(Todos me miran fíjamente a la cara)

(?): No te preocupes yo te dejo el mio

Yo: No me se el número de telefono de mi tia...

Jorge: Pero vuelve a encender el movil hombre

Yo: No me se el numero PIN...

(Silencio incomodo)

(?): Pues llama al telefono de tu madre, ¿no?

Yo: Esque el jueves lo dieron de baja y ya no funciona...

Patri: Pero de todos modos si ven que llaman y que no da señal vendrán al preocuparse

Yo: Si, pero es que mi madre puede preocuparse a la 1 o a las 2...

Rosalia: Pues no se, ¿no hay otra forma de comunicarte con ellos?

Adrian: Por ahi hay un cibercafé, mándale un correo a tu madre para que sepa que estas bien

Carlos: No te preocupes hombre que quedarte en la calle no te quedas, hay sitio en mi casa

Rosalia: Ya pero el problema es que este ahi la madre la pobre buscandolo toda la noche y que se preocupe

Jorge: Ya hombre ese es lo malo, que este su madre buscandole y este preocupada

Yo: Bueno, vamos al cibercafé y aunque mi madre revise el correo cada dos semanas, al menos es mejor que nada

El grupo emprendió su marcha, aunque a mitad del camino nos paramos debido a que se me ocurrio una grandisima idea

Yo: Hey, ¿¡y si cambiamos la tarjeta a uno de vuestros moviles!?

La teoria es tan rapidamente probada como desechada. La tarjeta mantiene el pin suyo y por desgracia, al meter otra tarjeta en el telefono mio y encenderlo (sabeis que siempre le queda un poquitin de bateria) vimos que los numeros se habian grabado en la tarjeta y no en la memoria del telefono.

Como estoy cansadillo continuo mañana vale?, se puede decir que lo mejor estar por llegar asi que paciencia XD

No hay comentarios:

Publicar un comentario